{Crítica} “El Amor Menos Pensado”: Una De Las Mejores Comedias Románticas Que He Visto En Años


Escrito Por: Enrique Kirchman

***Advertencia: Datos Importantes De La Película Son Revelados***

Definitivamente que el actor argentino Ricardo Darín es tan excelente en sus dramas como en sus comedias, y así lo ha demostrado con películas tan distintas en tono, desde “Nueve Reinas”, pasando por el thriller “El Secreto De Sus Ojos” hasta la irónica comedia “Relatos Salvajes” y, ahora, la romántica y divertida película “El Amor Menos Pensado”, que formó parte de la filmografía seleccionada del Festival Internacional De Cine De Panamá (IFF), donde comparte escena con una igualmente cautivadora Mercedes Morán en el papel coprotagónico.

La trama se centra en la vida de una pareja adulta —Marcos (Darín) y Ana (Morán)— con 25 años de casados, luego de que su hijo adolescente se va a España a estudiar en la universidad. Mientras atraviesan, cada uno a su manera, el síndrome del nido vacío, empiezan a surgir cuestionamientos sobre el rumbo de su situación sentimental, lo que deriva en una separación consentida por ambos. El filme aborda, al extremo del humor, los miedos e inseguridades que surgen inevitablemente al intentar mantener una relación sentimental de tantos años. Ana es la primera en sentir y reconocer sus temores, ese miedo a caer en la monotonía que la sociedad espera de una mujer de su edad. Y es que la idea social, preconcebida, de familia tradicional exige indirectamente, pero de forma sentenciosa, que las parejas sigan un orden cronológico e inalterable que los hace pertenecer a esa idea aceptada y “normal” de familia. En otras palabras: buscar pareja, casarse, tener hijos, educarlos hasta verlos convertidos en profesionales y luego exigirles pareja, que se casen, que tengan hijos para hacerte abuelo, y así hasta que se repita infinitamente el círculo. Con la partida de su hijo, Ana se negaba a ser como otras madres que, además de trabajar, regresan a su casa para atender a sus maridos y, entre ver series y telenovelas, esperan a ser abuelas y empezar a vivir esa otra etapa que supuestamente les toca por naturaleza.

El miedo a llegar a un punto de sus vidas en el que no hay riesgos, aventuras y cambios, es lo que impulsa a esta pareja, que cree no estar enamorada, a separarse y probar cosas nuevas, solo para darse cuenta que nadie los complementará jamás como ellos dos lo hacen el uno al otro. La película no necesariamente invita a las parejas de casados a darse un sabático para reavivar la llama; por el contrario, nos advierte a evaluar nuestras vidas para no caer en la rutina, hasta el punto de no poder diferenciar entre aquello que hacemos por amor y aquello que hacemos por costumbre. No se trata de tener sexo desenfrenado o probar algún fetiche, sino de no obedecer a normas sociales absurdas que no hacen más que limitar nuestras posibilidades. Es ahí donde entran las otras parejas que forman parte de la línea de relación o subtrama de la historia, como aquel que engaña a su esposa con otra mujer, el hombre que se divorció y se casó con una chica mucho menor que él, la madre de Ana que encontró el amor luego de su viudez y se volvió a casar a los 80 años, entre otros, que de alguna forma nos muestran los distintos colores y consecuencias de las relaciones sentimentales.

Por otro lado, creo que lo más claro que aborda la película es a no demonizar el divorcio como una opción impensable, vergonzosa, sinónimo de fracaso. Marcos y Ana decidieron con madurez separarse, en un punto en el que se sentían emocionalmente estancados e infelices, solo para darse cuenta tres años después que querían estar juntos, pero eso es solo el happy ending de la historia. No siempre será así, pero es saludable y honesto que dos personas puedan reconocer cuando el amor se acaba y lo mejor es dejar ir; a no aferrarse a una relación que no da para más. Creo que ese es el verdadero mensaje de “El Amor Menos Pensado”.

En cuanto a la puesta en escena, Darín y Morán son geniales juntos. Su química destella chispas en pantalla, de forma natural y sin mucho esfuerzo. Ambos se complementan, casi como si fueran marido y mujer en la realidad. Esa química se repite también entre los demás personajes y todo esto deriva en una comiquísima interacción de la cual puedo destacar la escena de Marcos y su cita a ciegas en un bar con una mujer de gustos sexuales particulares, cuyo encuentro termina en una ambulancia. ¡Sin duda, uno de los momentos de mayores carcajadas!

Dirigida por Juan Vera, quien fuera el guionista de la también comiquísima “2 + 2” (que pueden ver por Netflix), “El Amor Menos Pensado” es la primera película producida por Ricardo Darín, junto con su hijo Chino Darín y su socio Federico Posternak, a través de su compañía Kenya Films. Les espera un guion inteligente, con diálogos dinámicos, naturales y perspicaces, en el que se aprecia una acción-reacción casi que espontánea y acorde a las situaciones, sin nada forzado. Comedia, romance y un gran mensaje, todo en una sola película. ¡Vale la pena verla!

Rating:

Trailer:

 

 

 

 

 

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s